Conóceme

Y más pronto que tarde
me adentré en el terreno.


Lo sentí así.
No podía esperar.
La pelota estaba en juego.
El clamor del fútbol
me llamaba.
Era pura electricidad

Cerrar
Cerrar